17 Abr

ABB presenta a YuMi®, el primer robot de dos brazos verdaderamente colaborador

El grupo líder en tecnologías eléctricas y de automatización, ha presentado hoy a YuMi, el primer robot industrial de dos brazos verdaderamente colaborador, en la primera feria mundial de tecnología industrial en Hannover.

La presentación de YuMi es un nuevo paso en la estrategia Next Level de ABB destinada a acelerar la creación de valor sostenible. Esta estrategia está basada en las tres prioridades de ABB: crecimiento rentable, ejecución incansable y colaboración orientada al negocio. La compañía impulsa el crecimiento rentable desplazando su centro de gravedad hacia los mercados de alto crecimiento, mejorando la competitividad y reduciendo los riesgos en sus modelos de negocio.

 

 

Ulrich Spiesshofer, CEO de ABB ha declarado: “La nueva era de colaboradores robóticos ha llegado y forma parte integral de nuestra estrategia Next Level. YuMi hace realidad la colaboración entre humanos y robots. Es el resultado de años de investigación y desarrollo, y cambiará la forma de interactuar de los seres humanos y los robots. YuMi forma parte de nuestra estrategia para la Internet de las Cosas, los Servicios y las Personas, creando juntos un futuro automatizado”.

En 1974 ABB desarrolló como primicia mundial su robot industrial completamente eléctrico controlado por microprocesador. Con ello dio comienzo a la revolución de la robótica moderna. ABB dispone en la actualidad de una base instalada de más de 250.000 robots en todo el mundo. Con la introducción de YuMi ABB vuelve a ampliar los límites de la automatización robótica, expandiendo radicalmente los tipos de procesos industriales que podrán automatizarse con robots.

Pocos sectores productivos están cambiando tan rápidamente como el de ensamblado de pequeños componentes. La industria electrónica en especial ha visto cómo crecía espectacularmente la demanda de productos, por encima de la disponibilidad de mano de obra cualificada. A medida que los métodos convencionales de ensamblado ven reducido su valor, los fabricantes se dan cuenta de que es estratégica y económicamente imperativo invertir en nuevas soluciones.

BCG Research por ejemplo, predice que en 2025 la adopción de robótica avanzada habrá impulsado la productividad hasta un 30 por ciento en muchas industrias, y habrá reducido los costes totales de mano de obra en un 18 por ciento o más en países como Corea del Sur, Estados Unidos, Japón y Alemania.

Aunque YuMi ha sido específicamente diseñado para satisfacer los requisitos de flexibilidad y agilidad de la industria de electrónica de consumo, también puede aplicarse en procesos de ensamblado de pequeños componentes, gracias a sus dos brazos con manos flexibles, su sistema universal de alimentación de componentes, su reconocimiento de la posición de los componentes mediante cámara, su facilidad de programación, y su preciso control de movimiento de última generación.

YuMi puede trabajar en estrecha colaboración con los humanos gracias a su diseño inherentemente seguro. Dispone de un esqueleto de magnesio, ligero aunque rígido, cubierto con una carcasa flotante de plástico envuelta en material acolchado para la absorción de impactos. YuMi es también compacto, con dimensiones humanas y movimientos humanos, lo que hace que quienes están trabajando junto con él se sientan seguros y cómodos, una característica que ha hecho a YuMi merecedor del prestigioso premio al diseño “el mejor de los mejores” de Red Dot.

Si YuMi percibe un impacto inesperado, tal como una colisión con un trabajador, puede detenerse en unos pocos milisegundos, tras lo cual para reanudar el movimiento basta pulsar un botón en el control remoto. YuMi no tiene partes punzantes, de modo que nada sensible puede sufrir daños cuando los ejes se mueven.

Noticias

0 Comment

related posts